El patinaje de Martina


Autor: Esbal

Fecha publicación: 18/03/2022

Relato

Martina deseaba que pasaran las próximas horas. Ese era el tiempo que le separaba de volver a Jaca, el pueblo en el que solía pasar las Navidades junto a sus abuelos.
Sus padres, no podían disfrutar de las ansiadas vacaciones navideñas. Regentaban un negocio local de venta de árboles de Navidad. A finales de diciembre, incrementaban sus ventas de manera asombrosa. No obstante, en la primera semana de enero sí podrían disfrutar de unas blancas Navidades junto a su hija Martina.

El día pasó y en la mañana del martes 23, Martina ya amaneció junto a sus abuelos. Se despertó con los rayos del sol que se asomaban en la ventana. En ese momento, su abuela apareció en la habitación con un vaso de leche recién ordeñada, y con magdalenas caseras. Martina no podía estar más feliz. Echaba de menos a sus padres, claro está, pero llevaba mucho tiempo sin poder disfrutar de sus abuelos.

A media mañana, empezó a nevar. Todos los niños del pueblo se pusieron a hacer muñecos de nieve y Martina se integró a la perfección. Los amigos de Martina la enseñaron a patinar sobre el hielo. En ese momento, supo que esta enseñanza la marcaría para siempre. Pasaba horas y horas patinando. Sus amigos no podían creer lo mucho que había mejorado en tan sólo pocos días.
Llegó el mes de enero y sus padres pudieron llegar a Jaca. Observaron en primera persona los avances de Martina. Ella no dejaba de suplicar a sus padres quedarse en Jaca para siempre. Nunca había encontrado ningún deporte que le divirtiera y entretuviera tanto como el patinaje sobre hielo.
Sus padres se mostraban apenados, ya que sabían que esto no podía ser. Su negocio, lo tenían en la ciudad, y tenían una clientela muy consolidada.

De repente, una buena idea se les ocurrió que cambiaría la historia del deporte español. Apuntaron a Martina a clases de patinaje callejero. Acordaron con su monitor que 3 o 4 veces al año completaría su formación en patinaje con los viajes que solían realizar a Jaca para visitar a sus abuelos.

De todo esto, han pasado ya 13 años. Actualmente, Martina es la campeona de España de patinaje sobre hielo. Y consiguió lo impensable. Colocó a España en lo más alto del pódium en los pasados Juegos Olímpicos de Invierno.
Y de este modo, Martina consiguió su sueño tras mucho trabajo y esfuerzo a sus espaldas.